NDEH

(Aplica, en todo lo que hagas y digas, todo el amor total que dispongas y puedas… sin que nada ni nadie, te hagan desfallecer)

lunes, 22 de mayo de 2017

“MIROME LAS MANOS…”




“MIROME LAS MANOS…”

Mírome las manos
abiertas… vacías…
agrietadas por la
salitre del tiempo…
erosionadas por el
desgaste del olvido…
y emito largo gemido
cual bestia herida
encerrada en una celda
sangrante de dolor.

Mírome las manos
cerradas… llenas…
estrujadoras de la
fragorosa nada…
exprimidoras de airosos
hálitos sedientos…
y caigo en el hondo sentimiento
cual gaviota voladora herida
oteadora de la causa
rama de la vida
causante del miedoso valor.

Mírome las manos
llenas del más vacío
de todos los más
llenos vacíos…
abiertas a las alas del viento
y rajadas por el verso
acentuado del pensamiento
y del frágil lamento…
pero con la jubilosa
esperanza esperanzada
que uno de estos días
puedan acariciar
al infinito definido…
y reciban agradecidas
el calor de los rayos
enamorados del sol.

Mirome las manos
y solo veo utopías…
causas causantes
de la causa del amor.